La empresa

La empresa

Montfrisa se fundó en 1919 en Lugo (Galicia). Su nombre original era “Montaña” debido a que, en sus comienzos, se dedicaba al transporte de pasajeros y mercancías entre los valles y montañas de Galicia.

Con el paso de los años la empresa fue creciendo llegando a tener corresponsales en las principales ciudades de España y en 1962 da sus primeros pasos en el sector del congelado de la mano de Pescanova, empresa que empezaba a congelar sus capturas de alta mar. Montfrisa adquirió sus primeros 18 vehículos frigoríficos para distribuir el pescado congelado desde el puerto de Vigo a los principales puntos de consumo de pescado de España.

Desde los años 70 hasta los 90 la evolución de la empresa fue constante, llegando a tener una flota de más de 100 vehículos frigoríficos los cuales realizaban rutas tanto a nivel nacional como internacional.

Con la desaparición de las fronteras en Europa, la complejidad y los requisitos legales para el transporte internacional dejaron paso al libre comercio de mercancías entre los países miembros. Por ello, era el momento de encontrar un nuevo valor añadido a la cadena de distribución y evolucionar. La compañía decidió crear una red de distribución con almacenes frigoríficos y oficinas ubicados en zonas estratégicas de España para cumplir dos objetivos, dar un servicio óptimo a cualquier punto de la península ibérica y poder distribuir desde unas pocas cajas a tiendas y restaurantes, hasta grandes cantidades de pallets a supermercados y distribuidores.

Este ambicioso proyecto se formuló en el año 2000 pero se necesitaron 2 años para que su implementación fuera posible. En el 2002 se inaugura el centro Logístico de Getafe (Madrid), centro neurálgico de nuestra red de distribución en continua evolución y adaptación al mercado.

Foto Camiones

En la actualidad, disponemos de una capacidad de almacenamiento de más de 36.350 palets en Madrid, Barcelona, Vigo, Bilbao, Sevilla y Valencia. Con 28 colaboradores en la península ibérica, Baleares y Canarias, así como en Portugal y Francia. Nuestra flota de vehículos siempre está en óptimas condiciones ya que cubre más de 200 millones de kilómetros al año.

El motor para que todo salga a la perfección es nuestro equipo altamente profesional, con una gran experiencia y proactividad. Gracias a ellos damos un servicio excelente. Y como exigimos la mayor calidad, nuestro servicio de gestión está avalado por la ISO9001:2015, certificada por Bureau Veritas desde el año 2003, y por el certificado IFS Logistics.